DESDE EL BURLADERO: A TOMARSE EN SERIO EL TEMA DEL COVID-19

  • México superó ayer las 4 mil defunciones y Sinaloa llegó a los 248.
  • En Mazatlán, siete funcionarios resultan positivos, entre ellos el alcalde y su esposa.
  • Difícil el regreso a la “normalidad”.
  • Hoteleros quieren apoyos de “a deveras”. ¡Ah caray!.

Alfredo Ramírez.

En momentos en que se anuncian una serie de medidas para el regreso a la “nueva normalidad” (AMLO, dixit), el incremento en el número de defunciones por el Covid-19 nos dejan en claro que el “aplanamiento de la curva”, como repite hasta el hartazgo el vocero presidencial de la pandemia, Hugo López-Gatell; está lejos de verse.

Para nadie es un secreto que el gobierno estadounidense ha estado presionando al mexicano para la reapertura de sectores productivos que le son vital a la economía gringa. De ahí que en el plan anunciado por el Presidente se haya programado la apertura en las industrias de la construcción, minería y fabricación de equipo de transporte por ser consideradas como esenciales. Esto del 18 al 31 de mayo.

¡Aunque déjeme decirle que el sector empresarial renegó porque no incluyeron la cerveza!.

A partir del 18, también se anunció la reapertura de 269 municipios en 15 estados en donde no se registran casos del Covid-19.

Los otros sectores y actividades sociales, educativas y económicas será  a partir del 1 de julio.

En el caso de las educativas varios estados del país han determinado que los ciclos escolares se concluirán en línea o a distancia; en el caso de Sinaloa, ya se acordó desde el nivel básico hasta el profesional universitario.

Ahora bien, cabe precisar que el propio Presidente dijo que no habrá controversia en caso de que haya estados y municipio que decidan no apegarse al plan para la reactivación económica, y ¡que bueno!, por que todavía hay entidades severamente afectadas en el aspecto de la salud por esta pandemia.

UN ejemplo palpable lo es Sinaloa que concentraba poco más del cinco por ciento de los muertos por el Covid-19 a nivel nacional, hasta el día de ayer. Ya que de las 4 mil 220 defunciones registradas en el país, 248 correspondían a nuestra entidad.

El número de casos sospechosos también se ha incrementado.

Sinaloa acumulaba 609 sospechosos y 647 activos, de estos últimos 101 casos corresponden al puerto de Mazatlán.

Es en este municipio, donde empieza a generar una alarma creciente, producto de dos fenómenos; el primero, el anuncio del propio secretario del Ayuntamiento, José de Jesús Flores Segura acerca del contagio confirmado de 7 funcionarios de la administración encabezados por el alcalde Luis Guillermo Benítez Torres; su esposa, Gabriela Peña Chico, presidenta del DIF municipal; el director de Comunicación Social, la del IMJU, la secretaria particular del alcalde, el secretario de Desarrollo Económico y la secretaria de Presidencia.

La preocupación es debida al hecho de que fueron los funcionarios que estuvieron realizando de manera personal entregas masivas de apoyos y recorridos casa por casa. Por ello, muchos se preguntan si una persona que acudía debidamente protegida con guantes y cubrebocas y tratando de marcar la sana distancia se contagia que podría esperarse de aquellos que sin el debido cuidado abarrotaron los mercados y algunos negocios en pleno Día de las Madres.

La imprudencia ha tenido su costo.

Incluso, Usted lo sabe bien, será entre los días 22 y 24 del presente mes de mayo cuando se dispare el número de casos a raíz de esos desaguisados del 10 de mayo; de ahí que el regreso a la llamada “nueva normalidad” se vea difícil.

¿Porqué? Por que también los gobiernos de los tres niveles de gobierno, empezando por el Federal que encabeza AMLO; ya que no ha habido condonación en el cobro de energía eléctrica que tanto golpea a la población, ni entrega directa de apoyos económicos; y que, al igual que los otros niveles piensan que con una despensa ya paliaron la situación.

LA DEL ESTRIBO.- Mientras millones de mexicanos no están recibiendo mayor apoyo que una despensa, en Mazatlán ya brincaron algunos hoteleros chilletas como el eterno dirigente de la Asociación de Hoteles Tres Islas para pedir “apoyos reales” y no prestamos. Acaso querrán que se les regalen carretadas de dinero? Como las que ganan en toda la temporada de altas afluencias?. HLP…DM