HONRARÁN ESCRITORES CON SUS LETRAS A DÁMASO MÚRUA

Siete de los libros más importantes del Escritor Sinaloense Dámaso Múrua, considerado el cuentista más destacado del Siglo XX en las letras mexicanas, serán reeditados en formato popular y se imprimirá una obra inédita del autor oriundo de Escuinapa, creador de “El Güilo Mentiras”.

Yuri Múrua, hijo del ilustre letrado escuinapense, aseguró que este proyecto suma una importante oportunidad para autores en creces, donde destacó la participación de dos sinaloenses: la Escritora Georgina Martinez Montaño y el Escritor Samuel Parra. Ambos autores, tendrán la responsabilidad de escribir el prólogo de uno de los libros del escritor en mención

La responsabilidad de Parra, originario de Mazatlán, será escribir el prólogo de “Los candiles de la calle” editado por El Colegio de Sinaloa en el 2001. Mientras que Martinez Montaño escribirá el de “La playa de las cabras”.

“Nosotros (los escritores) nos debemos al lenguaje. La palabra es agua y cada historia, el río que las lleva. El escritor es quien domina la corriente. Dámaso Múrua era un río que quiso ser mar a través de la literatura”, contó Parra.

En su vida creadora, Dámaso Múrua escribió más de 30 obras, los que serán reeditados sin Los candiles de la calle, El Mineral de los Cauques, El Güilo mentiras, Colachi, Vacum totoliboque, Las playas de las cabras, Club escarlata y Las mujeres primero.

EL EXTINTO DISTRITO FEDERAL

Los candiles de la calle, es una serie de crónicas sobre el extinto Distrito Federal, hoy convertido en la Ciudad de México. Es la metrópoli más grande del hemisferio occidental. La más antigua de América. Una de las 10 más ricas del mundo. Tiene más habitantes que la mayoría de los países de la Tierra. Aquí viven más de 20 millones de personas. Una aglomeración descomunal de sabores, sonidos y olores que mezclan la riqueza con la pobreza, la violencia y los boyantes negocios.

“México no es una ciudad. Es, quizá más que ninguna, lo que ahora son las ciudades desmedidas: una federación de pueblos grandes unidos por esas cosas que unen a esas federaciones. Antes era un dios, un rey, un límite geográfico; ahora es una bandera, un equipo de fútbol, una moneda, una ilusión –y siempre las variaciones de una alimentación y de un idioma. México es tan diversa, tan inabarcable”, explicó Parra.

El juego, la tortura de la palabra también es lícita. Para el Maestro Dámaso, comentó el autor mazatleco, escribir era erosionar el idioma en la forma que el idioma lo admite. “Es decir, maltratar el verbo, fustigarlo, estrangularlo… para resucitarlo después, como el Evangelio porque en el principio fue el verbo y la mentira”.

“La realidad no es real para mí hasta que no se haya pasado por el tamiz de las palabras. Por eso, supongo que escribo con el fin de imaginarme la realidad totalmente real. El arte crea la vida, dice Henry James, y así es”, dijo Parra.

EL LEGADO DE ‘EL GÜILO’

En honor al escritor escuinapense, quien falleció en 2019, se aprobó por la 63 Legislatura el acuerdo de la Junta de Coordinación Política, para la creación y asignación de la denominación de Corredor Cultural Dámaso Murúa Beltrán, autor que falleció en el 2019, al espacio ubicado a un costado de las Salas A y B, dentro del Congreso de Sinaloa.

El Acuerdo aprobado faculta a las Comisiones Permanentes de Educación Pública y Cultura y de Biblioteca, Cultura Parlamentaria y Asuntos Editoriales para que promuevan, en coordinación con otras instituciones de educación y cultura, ante el Fondo de Cultura Económica, la edición en formato popular de la obra del escritor.

Junto a Samuel Parra, participarán seis escritores más en la creación de los prólogos para los libros seleccionados.

“Escribo para encontrar sentido al sinsentido, porque me permite sentir el placer de contar la realidad y lo que imagino. La crítica es vital también porque en el acto de escribir interviene la memoria, la experiencia y la imaginación”, agregó.

Dámaso Múrua nos dejó un legado cuyo valor no puede medirse pero sí ejecutarse:

aprender a leer y a escribir sobre nuestro pueblo, ese pueblo que es sueño; calca de de cosas orgánicas, dijo su hijo Yuri.

LOS ESCRITORES PARTICIPANTES

 

El Güilo Mentiras

Liz Cruz V.

Ciudad de México

 

ColaChi

Jorge Carlos Musillo

Ciudad de México

 

Las mujeres primero

Yuri Murua

Ciudad de México

 

Los candiles de la calle

Samuel Parra

Sinaloa Mazatlan

 

El detective tropical

Ricardo Luna

Atlanta, EEUU

 

Las playas de las cabras

Georgina Martinez Montaño

Mazatlán

 

Vacum Totoliboque

Roberto Salinas

Cuernavaca Morelos

 

BIBLIOGRAFÍA DE DÁMASO MÚRUA

Crónica: Nuestro México deportivo, IPN, 1998.

Los candiles de la calle, El Colegio de Sinaloa, Culiacán, 2001.

 

Cuento: Doce relatos escuinapenses, Mexicana, 1964.

El Mineral de los Cauques, Costa Amic, 1966.

La Ronda, 1969.

El Güilo mentiras, Marinas, 1971.

Colachi, Editorial Alfonso Reyes, Nuevo León, 1972.

Tiempo regiomontano, Costa Amic, 1974. Vacum totoliboque, Costa Amic, 1976. Amor en el Yanqui Stadium, Costa Amic, 1978.

Las playas de las cabras, Costa Amic, 1979.

Las redes rotas, Costa Amic, 1979.

Romy Schneider y Alain Delon en Cópala, Mundo Marino, 1983.

En Brasil crece un almendro, El Caballito, 1984.

La muerte de Marcos Cachano y otros cuentos, Gernika/SEP, 1986.

Palabras sudadas, Costa Amic, 1986. Para mis amigos, e.a. 1987.

Club escarlata, EDAMEX, 1988.

El detective tropical, Gernika, 1992.

Me conocen bien pero no me tratan (Batiris cubanos) (plaquette), Amigos del Tropicana, Sinaloa, 1994.

Éxodo en La Perla, DIFOCUR-Sinaloa, Literatura del Paisaje, 1995.

Las mujeres primero. Antología personal, DIFOCUR/FCE, Letras Mexicanas, 2000. Ensayo: La ronda, Cuadernos del INJM, 1969.