MC pretende ir en solitario por la presidencia de México.

  • Desde su creación en 1996, el partido Movimiento Ciudadano (MC), antes llamado Convergencia, había sobrevivido gracias a las alianzas con los partidos mexicanos más poderosos, pero ahora lanza el reto de ir solo en busca de la presidencia de México.

MEXICO.- Camino a la renovación presidencial que arranca con todo este 2023, el partido Movimiento Ciudadano se envalentó, votó en su convención democrática y, en voz de su fundador,  Dante Delgado, de 72 años, lanzó un reto tan audaz como arriesgado: “No haremos alianzas con ningún otro partido”.

Para ensayar su estrategia, el partido naranja (como también se le conoce por el color de su logo) decidió ir en solitario. Primero en los próximos comicios del Estado de México y Coahuila para luego saltar, desde esa experiencia, a las elecciones de 2024 con tres posibles candidatos: los gobernadores de Jalisco y Nuevo León, Enrique Alfaro y Samuel Garcia, respectivamente, así como el alcalde de Monterrey Luis Donaldo Colosio.

Dante Delgado calculó que hay “millones de mexicanos” que quieren una opción política que no sea ni Morena ni la alianza del PRIAN (PRI, PAN, los principales opositores) y eso le abre oportunidades como ya ocurrió en Guadalajara y Monterrey, la segunda y tercera ciudades de México, igual que sus respectivos estados.

“Podemos ganar la presidencia porque somos un movimiento que mira de tú a tú a las dos alianzas de la vieja política”, dijo a la prensa local.

Desde su creación en 1996, Movimiento Ciudadano había sobrevivido gracias a alianzas con los partidos más poderosos. En el año 2000, cuando aún se llamaba Covergencia (cambió de nombre en 2011), participó por primera vez en unas elecciones presidenciales, apoyando a Cuauhtémoc Cárdenas.

En alianza con el PRD y el PT, Delgado contendió a la gubernatura de Veracruz en 2004 y 2010, pero perdió en ambas ocasiones frente a los priistas Fidel Herrera y Javier Duarte, respectivamente. También apoyó a Andrés Manuel López Obrador en sus campañas presidenciales de 2006 y 2012 como coordinador regional.

Poco a poco MC ha ido ganando terrenos regionales hasta hacerse de candidatos sólidos en sus filas. Eduardo Reyes, analista político y director de la consultora Intélite, explica que el crecimiento sostenido del naranja es una estrategia al estilo de modelo de negocios: “MC tiene como propuesta el ‘modelo franquicia’”.

Esto es, “distingue puntos de quiebre, oferta el espacio y, en caso de ganar ambos (partido y candidato), éstos obtienen beneficios, como prerrogativas, cooptación de espacios, atracción de electores y posicionamiento”, detalla. “Si no ganan las elecciones, el partido logra amplitud territorial, arraigo y mayor presencia a costa de explotar el perfil de quien, sin cercanía con el partido, se ve obligado a promoverlo.

De este modo, ha logrado atraer a personajes tan disímiles como el cantante Francisco Xavier Berganza (ex candidato a la gubernatura de Hidalgo); el diputado Salomón Chertorivski; la senadora Patricia Mercado o el actor Roberto Palazuelos, aspirante al gobierno de Quintana Roo coordinados por Dante Delgado, oriundo de Veracruz, donde fue gobernador interino antes de saltar a cargos federales, como funcionario de Estado, senador y hasta embajador en Italia.

Los presidenciables

Cuando se le pregunta a Dante Delgado cómo define al partido que fundó después de dejar el PRI por una desavenencia  con el ex presidente Ernesto Zedillo, responde que MC es un partido “socialdemócrata”, una ideología que apoya las intervenciones estatales en la economía y la sociedad que lleven a una mayor igualdad en el marco de una economía capitalista.

Considera a Morena y su fundador, el presidente de México, son más conservadores que de izquierda porque han quitado los apoyos a la sociedad civil o los ha reducido al mínimo en temas clave como el deporte, las artes, los derechos humanos y la ciencia.

“Eso no es ser de izquierda”, observa.

MC también es crítico con las políticas de la actual administración en temas como la militarización o el presidencialismo y se describe a favor de la diversidad sexual, la libertad de las mujeres y la despenalización de las droga, aunque en los estados donde actualmente gobierna se le echa en cara la falta de sensibilidad para empujar esta agenda.

En el cuarto informe de gobierno de Enrique Alfaro que se realizó hace unos días en Jalisco, el rector de la Universidad de Guadalajara, Ricardo Villanueva, abandonó el recinto en protesta por la reducción de presupuesto a la educación mientras que un grupo de mujeres de la Federación de Estudiantes Universitarios pidió nombrarlo “persona non grata”.

Por otro lado, la violencia de género en Jalisco se refleja al día con 11 mujeres víctimas de feminicidio y la impunidad del sistema de justicia, que únicamente ha sentenciado a 60 personas de 2, 776 judicializadas por delitos contra mujeres, según el Centro de Estudios Estratégicos para el Desarrollo. Sin embargo, en otros ámbitos, Alfaro salió mejor parado, como en las elecciones de junio pasado para renovar cargos locales: Movimiento Ciudadano volvió a imponerse como favorito.

En Nuevo León, Samuel García también goza de alta popularidad a pesar de los múltiples retos que ha enfrentado en el primer año de su gobierno que arrancó en 2021, como la declaratoria de emergencia por el desabasto de agua en las presas Cerro Prieto y La Boca en febrero pasado que llevó a una crisis sin precedentes en la capital estatal, así como los reportes de mujeres desaparecidas o asesinadas, así como la polémica que generó la “adopción” de un menor de edad del sistema DIF.

Con solo 34 años, García tiene un camino por delante en la política, un bebé en camino (todo suma) y una influencer como esposa mientras presume constantemente cifras récord en la atracción de inversión al estado que es el más industrializado del país.

Tanto él como Alfaro y Luis Donaldo Colosio, hijo del candidato presidencial asesinado con un perfil más discreto en la alcaldía de Monterrey, se han dicho interesados en ser candidatos presidenciales del partido naranja. “Opciones diferentes”, describen.

El analista Reyes reconoce que MC y sus candidatos tienen posibilidades de dar batalla; no obstante, duda que el partido sea precisamente “algo distinto” porque en sus acciones aparece más “difuso ideológicamente y estructuralmente poco democrático”. Eso sí: “con buen olfato para cazar oportunidades”.

#MovimientoCiudadano

#Elecciones2024

Ads Blocker Image Powered by Code Help Pro

Bloqueador de anuncios detectado :(

Ayúdanos a conservar nuestra independencia. Los anuncios son la fuente de ingreso para poder mantenernos como medio independiente. Desactiva tu bloqueador de anuncios y sigue leyendo la nota

Powered By
Best Wordpress Adblock Detecting Plugin | CHP Adblock