SONAJA 2022. LAS TROPAS ESTÁN MOVILIZADAS PARA LA BATALLA DE LA REFORMA ELECTRICA.

  • Se atrinchera el Bloque Opositor ante el embate de las huestes internas y externas.
  • De quien de los dos bloques será el Waterloo?.

 

Felipe Aurreola.

felipeaurreola1@gmail.com

La lucha dará inicio a las 11:00 horas de este domingo 17.

Los integrantes del Bloque PRI-PRD-PAN llegaron desde las 16:30 horas del día sábado a atrincherarse al interior de la Cámara de Diputados; mientras que Morena y sus aliados internos y externos convocaban a una concentración en los alrededores del palacio legislativo.

Los grupos de diputados del PRI y del PRD anunciaron y exhibieron su movilización para la piyamada legislativa; los últimos se dieron el lujo de organizar una carne asada. Los del Partido Acción Nacional ya estaban ahí y hasta se sumaron a la carne asada.

Del PRI acudieron 69 diputados federales; exceptuando Carlos Miguel Aysa Damas el cual fue vendido por su padre, Carlos Miguel Aysa González,  a cambio de la embajada en Panamá.

Casi a la media noche el Júnior Carlos Miguel Aysa renunció al PRI, antes de que lo expulsen, para sumarse a la bancada de Morena.

En tiempo paralelo, Morena y el Frente Nacional en Defensa de la Reforma Eléctrica, convocaron a realizar una concentración para este domingo a las 11:00 horas, para llamar a los legisladores a aprobar la iniciativa presidencial.

“El Frente Nacional en Defensa de la Reforma Eléctrica integrado por más de 100 organizaciones de la sociedad civil nos concentraremos afuera de la Cámara de Diputados para hacer un respetuoso llamado a los 500 legisladores federales a votar en favor de la iniciativa de reforma eléctrica que analizarán”, informaron. Indicaron que la cita es este domingo 17 de abril a las 11:00 horas en la calle Emiliano Zapata 244, colonia El Parque, alcaldía Venustiano Carranza.

Desde temprana hora los grupos empezaron a arreciar la presión; particularmente los que simpatizan o sirven a las órdenes del Presidente Andrés Manuel López Obrador, esgrimiendo el calificativo de traidores a la patría.

El principal artífice de la andanada lo fue el vocero presidencial, Jesús Ramírez Cuevas. Por medio de un twit el vocero señala que el sentido del voto de este domingo definirá una postura nacionalista o entreguista. «Este domingo las y los legisladores de México votarán la iniciativa de la #ReformaEléctrica y la ciudadanía estará atenta de quiénes votarán a favor de la soberanía nacional y quiénes defenderán los intereses de las empresas transnacionales. ¡La patria es primero!», publicó.

Sin mayor argumentación el vocero presidencial acusa que votar en contra es entregarla a los extranjeros.

Sin embargo, ni él, ni algún otro defensor de la propuesta presidencial, ha sabido argumentar el porque van en contra de las energías limpias y sustentables para fortalecer a una paraestatal altamente contaminante e ineficiente.

Quién más reciente la presión es Ignacio Mier Velazco, coordinador de Morena, pues sabe que de no sacar adelante la reforma presidencial habrá de enfrentarse a la ira del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Y en su desesperación se suma a la discursiva chantajista al cuestionar a través de sus redes sociales: “PRIANRD, no se confundan ni quieran confundir. La Reforma Eléctrica se discutirá y votará el domingo con los 12 puntos que propusieron. Cada quien asuma su papel y responsabilidad frente a sus electores y la Patria. ¿Va por México o Va por Iberdrola? Ustedes decidirán libremente”.

Hasta el momento de redactar la presente se tenía conocimiento pleno de que el Bloque de Morena y sus aliados ya tenían cooptados o convencidos a 11 diputados de la oposición.

Será  a partir de las once de la mañana de este domingo cuando se conozcan las sorpresas.

Algo que causó escozor el día de ayer fueron las declaraciones del senador morenista, Ricardo Monreal Ávila, al advertir un fracaso en la aprobación de la Reforma Eléctrica.

La única posibilidad, dijo, es que el PRI los respalde ya que ve difícil que PAN, PRD y MC cambien su postura en contra.

Mas allá de ello se corre el riesgo de una parálisis legislativa en temas que requieren de mayorías calificadas.

La discusión y, posterior votación, que habrá de darse este domingo definirá dos cosas: La primera, la supervivencia del bloque opositor y su fortalecimiento con miras al proceso 2024; y, segunda: el inicio del debilitamiento y la radicalización de Morena y sus aliados.

Ese es tema aparte.

En pocas horas se sabrá de quien será el Waterloo de la Reforma Eléctrica. Y punto.